Los golpes principales del boxeo

by

Hay cuatro golpes básicos en el boxeo, estos son el jab, el directo, el crochet y el gancho, y la mano dependerá si el boxeador es diestro o zurdo, ya que el jab se realiza con la mano delantera y el directo con la trasera, en cambio los otros dos golpes se realiza con ambas manos.

Los boxeadores que son diestros, se le llama Jab de izquierda, que será la mano adelantada, y directo de derecha, que será la mano atrasada, mientras en los zurdos, será totalmente al contrario.

Guía del Artículo

Jab

El jab es posiblemente el golpe más importante en el boxeo, ya que ofrece un golpe directo y deja la menor cantidad de espacio para un contraataque del oponente.

También tiene el alcance más largo sin requerir que el boxeador se comprometa o haga grandes cambios de peso, y en cuanto a la técnica, el jab es un golpe directo lanzado con la mano delantera desde la posición de guardia con el puño girando para volverse horizontal al impactar.

El área objetivo principal para el jab es la cara del adversario, principalmente la nariz, cuando el brazo alcanza la extensión completa, el hombro adelantado se debe de levantar para proteger la barbilla, mientras que la mano trasera permanece junto a la cara para protegernos de un posible golpe que nos venga por esa parte.

 El jab realmente no es un golpe para realizar un KO y se usa más a menudo como una herramienta para medir distancias, sondear los ataques y defensas del rival, y preparar combinaciones de golpes más fuertes y contundentes.

Directo

El directo es uno de los golpes más letales que existen en el boxeo y que se origina en la mano trasera, que con un movimiento de atrás hacia adelante, puede conseguirá una potencia como ningún otro golpe.

El hombro trasero se empuja hacia adelante todo el brazo, mientras que la mano adelantada se contrae para proteger la cara y la mandíbula para proteger nuestra cara.

Para su mayor fuerza y potencia, en el directo deberemos de girar el torso y las caderas se en sentido anti horario a medida que se lanza el puño, transfiriendo el peso al pie delantero, que con el movimiento de cadera y la rotación del cuerpo añadiremos una fuerza extra al directo.

Y aunque es uno de los golpes más fuertes y letales, hay que destacar que también es el que más tiempo nos lleva realizar, por lo que no es recomendable abusar de él, y siempre que lo ejecutemos, deberemos de volver rápidamente a proteger nuestra cara.

Crochet

El crochet es un golpe semicircular lanzado con la mano delantera o trasera, con el objetivo primordial de impactar en la mandíbula del oponente, uno de los punto más críticos para realizar un nocaut.

El golpe se ejecuta girando el puño vertical desde una posición vertical a una posición horizontal junto con un pequeño paso y la rotación de todo el cuerpo y la cadera en esa dirección, imprimiendo una fuerza increíble en dicha rotación.

El codo del boxeador debe estar alineado detrás del puño para que el golpe sea efectivo y la otra mano se coloca de manera segura y firme contra la mandíbula para proteger la barbilla para estar protegidos en caso de un contraataque del rival.

Un gancho también puede apuntar a la parte del torso del cuerpo, una variación llamada “hook”  para distinguirlo del gancho convencional a la cabeza, dependiendo de tu entrenador, se llamara de una manera u otra.

Gancho

Se puede realizar desde cualquier mano, aunque la trasera imprime algo más de fuerza en el golpe, el gancho es un puñetazo vertical ascendente que va desde la parte inferior del cuerpo hacia el centro en un movimiento hacia arriba para impactar con la barbilla del adversario.

En cuanto a la técnica, desde la posición de guardia, el cuerpo del boxeador se desplaza ligeramente hacia la derecha mientras la mano trasera cae, donde a la vez flexionaremos un poco las rodillas para una vez lanzar el golpe hacia arriba, llevar nuestro cuerpo hacia arriba acompañando el golpe y así obtener más fuerza.

Es otro de los golpes más letales, un buen gancho en la barbilla del oponente puede dar la victoria a ese boxeador, pero también es el que más te deja desprotegido a la hora de ejecutarlo, dejando un lado de tu cara totalmente descubierto, que en caso de que falles, el rival puede aprovecharlo para devolverte un buen golpe.

Deja un comentario